Ranking Agencias Digital 2017

 Youtube

Matrix: es cada vez más difícil mantener tarifas justas para los anunciantes

Matrix Publicidad ha plantado cara a la crisis con astucia, a la hora de mantener al personal en casa, captar nuevos clientes, y bregar para que los clientes tengan una tarifa justa. El crecimiento de los medios digitales ha sido para esta agencia un gran punto de apoyo.

A la cabeza de Matrix están –desde siempre- dos socios: José Ameijeiras y Gustavo Blanco. La filosofía de la agencia es proveer a sus clientes una excelente creatividad comunicacional enfocada en las estrategias y objetivos de sus marcas. “Somos constructores de marcas”, se lee en el portal de la agencia (www.matrixpublicidad.com)

José Ameijeiras tiene más de 25 años de experiencia en agencias de publicidad y más de 15 años en posiciones gerenciales en la industria publicitaria. Amplia experiencia con clientes locales y multinacionales, como Bigott, BBVA Provincial, Gatorade, Gerber, McDonald’s, Procter & Gamble.

De su lado, Gustavo Blanco ostenta más de 20 años en el negocio publicitario. Fue presidente de la Federación Venezolana de Agencias de Publicidad (FEVAP). Tiene experiencia en el manejo de cuentas líderes nacionales y multinacionales, como American Airlines, Banco Caracas, Banco de Venezuela, Clorox, McDonald’s, Procter & Gamble, Johnson & Johnson, Revlon y Exxon Mobil, entre otras.

Captar nuevos clientes

Ameijeiras explica a PRODUCTO que, ante la tormenta política y económica que vive Venezuela, la forma de sobrevivir es “adaptarse y seguir adelante, buscando el menor costo posible en daños. La manera de resolver es ser más agresivos para captar nuevos clientes”, expresa.

Gustavo Blanco destaca cómo desde hace unos 5 años la agencia se afanó en desarrollar el negocio digital, en especial las redes sociales. Esta, asegura Ameijeiras, ha sido una manera de sortear las turbulencias. “También ser muy críticos con nuestros ingresos, para mantenerlos lo más controlados, con respecto a la inflación”, aporta el publicista.

Ameijeiras indica que Matrix Publicidad es una agencia con todos los servicios, pero en Digital el crecimiento ha sido particular, con clientes locales y otros en Panamá y Estados Unidos, por ejemplo.

“Vemos que Digital no es un enemigo de los medios tradicionales, más bien se complementan. Pero el mix ha cambiado mucho, o sea, la estructura de costos de los medios impresos –verbigracia- es ahora otra con todos los problemas del papel”, sazona Ameijeiras.

Una de las cosas más graves que les ha traído el colapso nacional, dice Blanco, es que mucho personal calificado ha emigrado. “A medida que pasan los días, vemos como va desapareciendo del mercado gente talentosa, que nos duele mucho perder”, expone. Y precisa: “Realmente hacemos un gran esfuerzo por mantener el equipo que tenemos”.

Otro coletazo sensible de la crisis son los ajustes por inflación que Matrix Publicidad debe hacer constantemente en su contabilidad. “Toma un gran sudor llegar a tarifas que sean justas para nuestros clientes”, indica el portavoz. “Ambos socios hemos hecho importantes sacrificios, en este sentido”, completa Ameijeiras.

No es la primera tormenta

Ahora bien, ¿cuál ha sido la esencial lección que la crisis nacional ha dejado en este par de curtidos hombres de publicidad? Ameijeiras dice que ya les había tocado algo parecido, aunque no tan grande, con CAP II. “La lección es que hay que correr más rápido en la toma de decisiones”, va a la flor del asunto.

Gustavo Blanco completa la visión de su socio: “Todo el conocimiento de lo que está pasando en el planeta con el mundo digital ha sido un gran aprendizaje. Permanentemente damos talleres a nuestros empleados. Incluso muchos se van del país, y llegan a otras latitudes excelentemente formados”, remata Blanco.

Pero, ¿cuál es la razón para no irse de Venezuela? José Ameijeiras dice que este es su país, “y sigue siendo un país de oportunidades”. Blanco asevera que ambos creen que esta crisis será temporal, y tendrá que pasar en algún momento. “Además con nosotros trabaja gente que tiene muchos años en la empresa, y también pensamos en sus familias”, se niega a colgar los guantes.  


PUBLICADO: 11 de septiembre de 2018