Ranking Agencias Digital 2017

 Youtube

Se acorta brecha publicitaria entre la TV tradicional y el video digital

En 2015, la inversión publicitaria en videos online sólo representaba 10% de la televisiva, pero en el 2017 llegó al 14% y se espera que en el 2020 el porcentaje aumente a un 23%.


La Televisión Conectada (TVC) crece en simpatizantes debido a la capacidad que le otorga al espectador de diseñar la programación que le interesa consumir en los horarios más convenientes y desde cualquier  lugar con conexión a Internet.

Ante la pérdida de peso de la televisión tradicional, el consumo de video online aumenta significativamente para reducir la brecha entre estas dos fuentes de información y entretenimiento.

Según la consultora Zenith Online Video Forecasts, el consumo de video a través de Internet creció de 56 minutos por usuario promedio en 2017, a 67 minutos en el 2018 que apenas comienza su segundo semestre, lo que obviamente, redunda en un mayor gasto publicitario.

Cambian los parámetros

La publicidad en medio digitales estaba considerada hasta hace poco tiempo, como un accesorio, sin embargo, los patrones de consumo están cambiando la forma en la que se planifican las campañas publicitarias y se adjudican los presupuestos a los diversos medios.

Según el estudio de Zenith publicado por Adlatina, el gasto publicitario se incrementó en 20% durante el 2017, para alcanzar los 27.000 millones de dólares y se prevé que para el 2018 el aumento sea de 19%, una proyección que se mantiene hasta el 2020, año en que los videos representarán 30% de la publicidad en Internet, para alcanzar una suma de inversión de 43.000 millones de dólares.

La comparación con la televisión sigue favoreciendo a esta última, sin embargo, la brecha se hace cada año más estrecha. En 2015, la inversión publicitaria en videos online sólo representaba 10% de la televisiva, pero en el 2017 llegó al 14% y se espera que en el 2020 el porcentaje aumente a un 23%.

Las razones del crecimiento

A medida que la tecnología apunta a la conexión de redes y consumo de datos, una mayor cantidad de usuarios abandona los medios tradicionales.

En la mayoría de los países, el acceso a una conexión de Internet de mejor calidad es cada vez más frecuente y económico –no es el caso de Venezuela, claro está-, lo que permite a los consumidores abandonar los sistemas de televisión por cable para sumarse a la programación online.

Por otro lado, existe una mayor cantidad de herramientas que permiten la producción de contenido online de mejor calidad, en función de brindar experiencias al espectador que están fuera del alcance de la tv, tal es el caso de los videos de ultra definición y formato 360º.

Por añadidura, los televisores de nueva generación permiten la conexión a Internet, lo que los convierte en un arma de doble filo para la programación de televisoras tradicionales. Según el portal Puro Marketing 56% de los televisores en los Estados Unidos está conectado a Internet.

La generación Youtube

La mayor parte de los consumidores de videos online son jóvenes entre los 12 y los 25 años. Esta audiencia se caracteriza por su fidelidad, pues ha abandonado el televisor para concentrarse en el consumo de información a través de sus dispositivos móviles.

Es por ello que grandes empresas han modificado sus estrategias de marketing para acceder a aquellos que además son la principal fuerza de compra de sus productos y que detestan los textos como forma de publicidad (ver Las diez exigencias de la Generación Z en marketing).

Si un millennial consume videos online tres veces más que un adulto de otra generación y un nativo de la Generación Z hasta 6 veces más que las anteriores, se justifica que las estrategias de marketing redireccionen sus esfuerzos a pantallas más pequeñas.

 

 


PUBLICADO: 26 de julio de 2018