Ranking Agencias Digital 2017

 Youtube

Polar, Banesco y Pestana o cómo se sepulta la confianza en Venezuela

No es que el plan de "recuperación y prosperidad" económica haya generado demasiadas expectativas positivas; sin embargo, estuvo acompañado por un discurso presuntamente aperturista que presumía de dar más oportunidades a la actividad privada.

Sin embargo, la trampa es la misma de siempre. Los cercos y la arbitrariedad contra las empresas se mantienen e, incluso, se agudizan.

Alimentos Polar debió sacar un comunicado para desmentir la paralización de su planta de cereales en Valencia, que había sido denunciada por el Sindicato APC-Planta de Cereales.

Las declaraciones de los sindicalistas comenzaban a hacerse virales en las redes sociales oficialistas, con el fin de crear el clima de conflicto necesario para generar algún tipo de intervención.

Lo cierto es que Polar es víctima de constante ataque en redes sociales a través de cuentas en Twitter y Facebook claramente asociadas con las plataformas de propaganda gubernamental. ¿Cuánto cuesta mantener esta persecución? ¿Tiene sentido que un gobierno atosigado de problemas y conflictos invierta recursos públicos en esto?

Resulta que la planta de Alimentos Polar que produce las marcas Toddy, Gelatinas Golden, Crema de Arroz Primor, Té en polvo Lipton, y Avena Quaker suspendió temporalmente sus operaciones, previa notificación a sus trabajadores, para "quemar" el inventario excedente que hay en el mercado de estos productos.

Lo anterior puede ser interpretado como una medida impactante que demuestra el grado de la disminución del consumo de estos alimentos. Obviamente, en el contexto actual es normal que una empresa optimice sus recursos, especialmente las materias primas que son tan difíciles de conseguir.

Polar es el gran objetivo político en esta particular "lucha de clases" o "guerra contra el capital" que mantiene la revolución; sin embargo, una toma de esta corporación con una administración como la que el gobierno ha exhibido en las empresas públicas, comprometería de plano más de 60% del suministro de alimentos de categorías esenciales en el país.

La Banca en silencio

La intervención a puertas abiertas de Banesco, el primer ente financiero privado del país, se entiende menos cada día. Las cosas parecen haber cambiado poco en esta prórroga por 90 días, que vencen en octubre próximo, del procedimiento abierto por la Superintendencia de Instituciones del Sector Bancario (Sudeban).

El banco opera normalmente, pero el gobierno mantiene un equipo que se limita a supervisar y a pedir información. Sin embargo, la prórroga de la intervención dejó en la organización un clima de desconfianza grave que se ha traducido en la continuación del éxodo de capital humano, según indican fuentes de la institución.

No cabe especular sobre el futuro de Banesco. Algunos directivos son optimistas en cuanto a la posibilidad de que el Ejecutivo salga del banco en octubre, pero en el sector financiero las expectativas son preocupantes.

El sector bancario, en general, apuesta por su supervivencia y la Asociación Bancaria, que ha guardado un silencio escandaloso sobre la intervención de Banesco, se limita a negociar la implantación de normas que lindan con la inconstitucionalidad, como las restricciones para la realización de transferencias, o la transferencia a la Sudeban de información privada de sus clientes en condiciones no seguras.

Fuentes del sector financiero precisan a PRODUCTO que las posibilidades de que cese la intervención de Banesco son bajas, pues precisan que el objetivo gubernamental es aumentar la red de la banca pública, monopolizar el mercado financiero y reducir al mínimo el capital privado del sector.

Sin embargo, los banqueros se acogen a la prudencia. Algunos creen que podrán sobrevivir más tiempo.

El insólito caso Pestana

La toma por parte del Sebin de la sede del Hotel Pestana Caracas se mantiene ya por mes y medio. Como se recordará, el pasado 6 de agosto el establecimiento fue ocupado por la policía política con la presunción de que algunos de los supuestos autores del atendado denunciado por el gobierno contra el presidente, Nicolás Maduro, se habían hospedado en el establecimiento capitalino de la cadena portuguesa.

No ha habido una sola detención asociada con esta línea de investigación y, hasta donde se puede saber, ningún gerente o empleado del Pestana Caracas ha sido vinculado directa o indirectamente con los sucesos de la Avenida Bolívar; sin embargo, el hotel sigue bajo control policial y convertido en una especie "cuartel cinco estrellas" del Sebin -como ya lo señaló PRODUCTO en una nota anterior.

Nada se sabe, nada se dice y nada se resuelve. Entre tanto, se quiebra lo que pudiera quedar de confianza para invertir en un país cuya economía ha caído 50% en cinco años.

 

 

 

 

 

 

 


PUBLICADO: 18 de septiembre de 2018